Cumpliendo la promesa de la digitalización en la construcción

 In Sector construcción

Sin duda, la digitalización de la industria de la construcción está en marcha. El sector es muy consciente de su retraso en la digitalización en comparación con otras industrias y ha dado los pasos preliminares para cosechar los beneficios de esta profunda transformación. En este sentido, la construcción de modelos de información o la adopción de la metodología BIM se toman como una señal relevante para medir el grado de digitalización.

La digitalización del sector de la construcción sólo se producirá si se trabaja sobre el terreno. Haz click para twittear

Recientemente Ranconteur a publicado una serie de análisis sobre el impacto de la metodología BIM. Si nos fijamos en los números de adopción sobre BIM, la tendencia resulta alentadora. En el Reino Unido, la adopción de BIM aumentó del 54% al 62% entre 2016 y 2017, según el NBS National BIM Report. En Francia, la adopción se está quedando ligeramente rezagada, pero aún así creció significativamente del 37% al 50% durante el mismo período, según el Observatorio francés BIM.

Por lo tanto, la adopción de BIM ha aumentado por encima de la media. Si observamos las cifras más de cerca, la realidad de la adopción de BIM se refiere más a la etapa de diseño que a las etapas subsiguientes del ciclo de vida de un proyecto.

De hecho, según la ENB: “Una minoría (37%) utiliza modelos desde el inicio de un proyecto hasta el final, lo que sugiere que para la mayoría el BIM se limita a las fases de diseño” y “sólo el 16% transmite un modelo a los responsables de la gestión de un edificio”. En otras palabras, el BIM apenas se utiliza más allá del primer tercio de su ciclo de vida.

La tecnología en la construcción está en auge y algunas compañías ya se están aprovechando de ello

Sin embargo, en teoría, BIM está pensado para cubrir todo el ciclo de vida de un proyecto. Como dice la Federación Europea de la Industria de la Construcción (FIEC) en Making BIM a global success: “BIM cubre todas las fases del ciclo de vida de un proyecto de construcción, desde las primeras ideas de un cliente hasta las posteriores a la finalización de las obras”.

De hecho, esta promesa de un BIM holístico ha fracasado. Hasta ahora, el trabajo sobre el terreno se ha dejado atrás en términos de digitalización.

No obstante, de forma silenciosa pero segura, ha surgido desde abajo un movimiento de digitalización. Los primeros usuarios conocedores de la tecnología entre los administradores y los operadores de campo han comenzado a utilizar aplicaciones móviles para potenciar su productividad individual. Mientras tanto, la alta dirección de grandes contratistas y desarrolladores ha invertido en programas BIM para toda la empresa. Sin embargo, hasta ahora estas iniciativas de ambas partes rara vez se han conciliado.

Desde Marqués ME observamos que esta tendencia está emergiendo también en España. La digitalización es un proceso que suele arrancar desde los puestos altos de las empresas. Pero el sector de la construcción, que ha visto frenado este tipo de inversiones, empieza a presentar una necesidad e interés por la digitalización que parte desde los empleados de base. Un caso paradigmático, que no hace más que confirmar la necesidad de afrontar un proceso de transformación digital sea cual sea el sector en el que una empresa desarrolla su actividad.

La tecnología en la construcción está en auge y ya existen buenos ejemplos de empresas visionarias que están sabiendo aprovecharla. Una vez que el trabajo de campo está ampliamente involucrado en esta transformación digital, los beneficios pueden llegar a ser mucho mayores que las ganancias de productividad individuales. Los directores de obra y los operadores de campo dedican más tiempo a la gestión de la calidad de la obra; los directores de las unidades de negocio pueden supervisar el progreso y la eficiencia operativa de sus proyectos; la alta dirección obtiene finalmente una imagen clara e instantánea del rendimiento global y la oportunidad de mejorar en cada nuevo proyecto entregado a sus clientes.

En un mercado con presión sobre los márgenes, el uso de la tecnología para impulsar la eficiencia operativa y garantizar la puntualidad y el presupuesto de los proyectos está a punto de convertirse en el segundo motor de mejora de los márgenes después de la adquisición y la consolidación, y desde Marqués ME y junto a nuestra solución BuildingME, queremos ayudarte a potenciar cada recurso de tu empresa.

El futuro de la construcción ha llegado y será un éxito si se involucra a los trabajadores de campo.

Recent Posts

Dejar un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies