¿Que aporta un ERP específico para el sector industrial?

 In ERP, Sector fabricación

El 90% del tejido empresarial español está conformado por PYMES, del cual un 20% corresponde a empresas del sector industrial. En sectores claramente verticalizados, la integración de las necesidades de gestión vinculadas directamente con la actividad principal, suelen estar integradas dentro del ERP. No ocurre lo mismo en gran medida en empresas dedicadas a la fabricación. Pero volvamos un poco atrás…

¿Qué es un ERP Vertical?

Un ERP (Enterprise Resource Planning o Planificador de Recursos Empresarial) es un programa informático (software) que permite realizar procesos mediante el uso de la tecnología. El objetivo es servirse de este software para automatizar (o agilizar) ciertos procesos que antes realizábamos manualmente o con otro tipo de herramientas y ahorrar tiempos, recursos y costes.

Un ERP, por norma general, suele cumplir con ciertas funcionalidades “estándar” que cualquier empresa podría necesitar. Además, suelen disponer de distintos módulos, los cuales agrupan áreas de gestión generales. Por ejemplo, el área financiera para toda la gestión contable, económica, transacciones, etc… o el CRM (Customer Relationship Management) para toda la gestión comercial y de oportunidades.

En este punto es cuando se complica la situación, pues cada actividad empresarial tendrá sus necesidades específicas (más allá de las que lleva un ERP estándar). Normalmente suelen ser comunes en un sector (o subsector) definido. Desarrollar todas estas funcionalidades agregadas suele requerir un largo proceso de adaptación y modificación del ERP, lo que supone un incremento importante en el coste de su implantación.

Aquí es donde surge la necesidad de un ERP vertical o sectorizado. Un ERP vertical suele llevar la gran mayoría de adaptaciones necesarias para desempeñar la actividad de cualquier empresa de ese sector, entre el 75% y el 85%.

Este hecho supone una gran ventaja en cuanto a la implantación de un ERP para ese sector, en este caso veremos cuales son las ventajas de un ERP vertical en el sector industrial.

¿Qué es un ERP industrial?

A grandes rasgos, un ERP industrial permite automatizar todos los procesos de producción, planificar los recursos y tiempos de fabricación. También se puede vincular el área financiera con todos los procesos de fabricación y cadena de suministros para agilizar los tiempos de gestión.

Es la herramienta que permite tener un control integral y amplio de todos los procesos de fabricación para tener una visión global de la actividad y ayudar a la toma de decisiones.

Algunas de sus funcionalidades:

  1. Previsión de pagos y cobros centralizada para planificar de forma global el estado financiero de tu negocio. 
  2. Vista de compras unificada de todas las áreas para conocer el estado real de tus compras en el mismo sitio.
  3. Algoritmos de planificación y mantenimiento automatizado, para poder planificar mejor los recursos necesarios en planta.
  4. Lotificación automática para una mayor trazabilidad de tus productos.
  5. MRP II integrado para conocer mejor la previsión de stock.
  6. Integración con MES (Manufacturing Execution System) para automatizar tus procesos de fabricación en planta y enlazarlos con el ERP.
  7. Sistemas de picking y packaging avanzados que agilizar dichos procesos de forma más inteligente.
  8. SGA integrado para control integral de tu almacén.
  9. Triangulación de ventas además de una mayor trazabilidad en los procesos de entrega y venta de productos.
  10. Activación de ADR para la gestión documental relacionada con mercancías peligrosas.
  11. Gestión integrada de la calidad vinculado a la producción relacionado con clientes, proveedores, no conformidades..
  12. Trazabilidad por lote en los procesos de calidad. 
  13. Integración con QMS (Quality Management System) para aquellas empresas con altos requerimientos en el proceso de calidad (ISO, GxP, etc…)
  14. Gestión comercial y marketing avanzada (CRM) con un módulo nativo que permite la gestión de oportunidades, creación de ofertas y automatizaciones en diversos niveles para una óptima gestión comercial
  15. SAC integrado para una relación post-venta mucho más amplia con tus clientes
  16. Análisis de datos avanzada nativa y con posibilidad de integrar con Microsoft Power BI (Business Intelligence) y otras soluciones de reporting.

Todas las funcionalidades detalladas en este listado, junto con muchas otras más, están dentro del alcance funcional del ERP para fabricación ManufactMe, definido por Marqués basado en nuestra experiencia de largo recorrido en este sector durante años.

Por consiguiente, otras soluciones de este mismo vertical puede que no compartan algunas de las funcionalidades definidas en este artículo.

¿Quieres saber más sobre ManufactMe?

Webinar ManufactME ¡Regístrate!

Recommended Posts

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies